Cuidados de la transmision

El sistema de transmisión del automóvil es quien envía la potencia que necesitan las ruedas para que el coche pueda avanzar. Como ya es bien sabido hay transmisiones manuales y automáticas, ello se define en base a la caja que le fue montada al vehículo.

Sin importar cuál de ellas sea, dicho sistema es bastante fuerte y raras veces causa problemas; eso sí, mientras que reciba el debido mantenimiento para que su funcionamiento sea el esperado. No obstante, cuando se acumulan demasiados kilómetros aunado al transcurrir de sus años en servicio, se nota el desgaste, mucho más en las piezas móviles.

Si el sistema de transmisión está fallando los árboles de transmisión y las juntas se comprimen,  hay que estar seguros de su estado al hacer las revisiones. Cuando se acumulan fallas de transmisión es preferible sustituir la pieza entera, sobre todo porque al hacerlo por un solo elemento, corre el riesgo de que dañe el resto.

Consejos para alargar la vida del sistema de transmisión

Algunas recomendaciones para no llegar a hacer reparaciones o sustituciones son:

  • Primero que todo, cambie el aceite de la transmisión, si no está seguro del tiempo que le corresponde siga las indicaciones del fabricante.
  • No se exceda en la carga del vehículo, darle grandes esfuerzos a la transmisión acelera el desgaste. También recuerde usar ruedas bien calibradas y que sean iguales.
  • Mantenga a tono el sistema de refrigeración, esto le servirá de gran ayuda para evitar que el sistema de transmisión se recaliente.
  • Si su coche es de transmisión manual no abuse en el uso del embrague. Con ello desgastaría los rodamientos, al utilizarlo pise a fondo para no provocar crujidos ni forzarlo. No olvide revisar el aceite de la caja de cambios.
  • Al ser transmisión automática sea precavido ante la posibilidad de patinar en barro o, peor aún, situaciones de aquaplaning.

Hacer esto no reemplaza el trabajo de un experto, pero es mejor conocer un poco del funcionamiento del coche. Así sabrá al menos si necesita una revisión o mayor atención y no se agravarán los problemas.

Tener que reemplazar piezas, grandes o pequeñas, no es del agrado de nadie, es un gasto que puede resultar bastante fuerte. Haciendo clic en piezasdesegundamano.es puede localizar los repuestos que necesite; los repuestos de segunda mano son más accesibles en cuanto a precios y son de buena calidad si se adquiere en sitios confiables como el acá propuesto.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.